23/03/2018

Desayunos proteicos para arrancar bien arriba!

Ideas simples y rápidas para preparar desayunos ricos y saludables, para todos los gustos, dulces y salados.
Desayunos proteicos para arrancar bien arriba!

Pancakes de avena y banana

Necesitás:

  • 2 claras + 1 huevo entero

  • 1/2 taza de avena

  • 1/2 Banana Tropical

  • Dos sobres de stevia o una cucharada de miel o de azúcar de mascabo.

  • Opcionales: esencia de vainilla, canela en polvo, chía, linaza, coco rayado.

  • Además podemos agregar fruta o frutos secos, quedan riquísimos.

Llevar todos los ingredientes a la licuadora o minipimer y después a una sartén caliente previamente aceitada (podemos usar aceite en aerosol para que no salgan demasiados húmedos). Cocinar un par de minutos de cada lado y a disfrutar!

Tip! opción vianda: podemos preparar los pancakes en tamaño pequeño para que entren en un recipiente y llevarlos para comerlos donde quieras.

 

Omelete y tostadas con palta

Necesitás:

  • 2 claras + 1 huevo

  • 1/2 Palta Tropical

  • Pan integral o de centeno

  • Queso untable (se puede reemplazar por tofu, un par de cucharadas de jugo de limón, sal y batir bien con un tenedor, o minipimer, listo!)

Calentar una sartén previamente aceitada e incorporar primero las 2 claras y luego el huevo entero por encima, a fuego lento y tapando la sartén. No es necesario darlo vuelta ya que se cocina perfectamente. En tanto tostamos 2 rodajas de pan integral o de centeno, luego las untamos con el queso que preparamos (podemos tenerlo listo previamente ya que se conserva en heladera) y posteriormente agregamos la palta en forma de láminas o pisada, como más les guste. Ideal para acompañar con un buen té de hierbas.

 

Avena cocida

Necesitás:

  • 2 claras + 1 huevo

  • 1/2 taza de avena

  • 1 taza de leche o agua

  • 2 sobres de stevia o una cucharada de miel o de azúcar mascabo.

En una olla poner una taza de agua o de leche de almendras (se logra una consistencia más cremosa) e incorporar la avena junto con el endulzante y un poco de esencia de vainilla. Cuando comienza a hervir mantener en fuego mínimo e ir incorporando y revolviendo las claras hasta que quede una textura cremosa y completamente cocida.

Retirar del fuego, ponerla en un recipiente y dejar enfriar o comerla tibia. También se puede preparar la noche anterior, guardarla en la heladera y comerla fría. Ideal para acompañar con frutas frescas, frutos secos o el topping que más te guste!

Fuente: recetas de Ramiro Pedeuboy en GreenVivant.com

 

Otras Novedades

18/05/2018

Ensalada de uvas, nueces y hojas verdes

14/05/2018

Mañanas a pura energía!

16/04/2018

Bombones con frutos secos

11/04/2018

SúperBowl de frutas y granola!